¿Conoces el origen del cepillo de dientes?

¿Conoces el origen del cepillo de dientes?

DENTISTAS EN OVIEDO

Lo que ahora nos resulta un objeto cotidiano imprescindible no siempre lo fue. Como dentistas en Oviedo sabemos que mucho antes de la invención del cepillo de dientes existían variadas técnicas que intentaban mantener la higiene bucal.

Existen registros datados en el 3000 a. C encontrados en las tumbas egipcias de pequeñas ramitas con uno de los extremos con un tacto más blando y fibroso, una técnica que siguen utilizando algunas tribus de África y Australia. Otra de las técnicas ancestrales, que se mantiene en el mundo islámico, es el uso del miswak, una pequeña rama que procede de una planta llama Arak que se mastica hasta deshilacharla para obtener el flúor que contiene.

La aparición del primer cepillo de dientes más parecida a lo que hoy conocemos, se atribuye a la corte imperial China en el siglo XV cuando se extraían las cerdas del cuello de los jabalís y se cosían a mangos de hueso o de bambú.

En Europa se introduce un siglo más tarde traído por los mercaderes ingleses, aunque no se utilizaba con tanta frecuencia y sólo era accesible para la corte y clases altas. Seguía siendo difícil mantener la higiene del propio cepillo, creado con cerdas de animales que ayudaban a la proliferación de bacterias.

Así que no fue hasta el principio del siglo XX, que se inventa el nailon, y sustituye a los pelos de animales, comercializándose el primer cepillo de dientes tal y como lo conocemos hoy en día.