secuelas dentales del coronavirus

Las secuelas dentales del coronavirus

768 509

Clínica Bousoño Vargas. Ortodoncia en Oviedo

Desde el confinamiento, se dejan notar las secuelas dentales del coronavirus. Cada vez se producen más casos de fracturas dentales y nuevos diagnósticos de bruxismo.

Hace unos días, la Doctora Tammy Chen publicó un artículo en el New York Times haciéndose eco de la «Epidemia de los dientes rotos» que están viviendo muchas clínicas dentales este año.

¿PERO QUÉ ESTÁ PASANDO REALMENTE?

La respuesta se resume en dos palabras: CONFINAMIENTO Y ESTRÉS.

No es un secreto que la pandemia y el Estado de Alarma nos han generado una ansiedad que ha afectado a la estabilidad emocional colectiva. Ese estrés, a su vez, lleva a apretar y rechinar los dientes.

CÓMO AFECTA CONFINAMIENTO A NUESTRA DENTADURA

A causa del confinamiento, la escena laboral ha cambiado para mucha gente. Debido al aumento del teletrabajo, se han improvisado oficinas en salones y cocinas. En las nuevas zonas de trabajo, a menudo adoptamos posturas poco naturales y forzadas. Pasamos muchas horas sentados delante de un ordenador poniendo al límite nuestros músculos del cuello y hombros.

Esta situación provoca tensión y contracturas en los músculos que conducen a la articulación temporomandibular, o ATM, que conecta la mandíbula con el cráneo. Esto se traduce en que las malas posturas durante el día, pueden provocar un problema de apretamiento y/o rechinamiento dental por la noche.

¿EL ESTRÉS PUEDE DAÑAR MIS DIENTES?

A causa de la pandemia, mucha gente no tiene el sueño reparador que necesita. Hemos  escuchado a los pacientes describir episodios de insomnio e inquietud nocturna. Debido al estrés del coronavirus, el cuerpo se mantiene en un estado de excitación en vez de descansar y recargarse. Esto hace que, en muchas ocasiones, esa tensión vaya directamente a los dientes, y rechinemos los dientes con más intensidad y frecuencia de lo normal, especialmente por la noche.

De hecho, es muy probable que en estos momentos tus dientes se estén tocando sin que te des cuenta. Si es así, es una señal inequívoca de que tus dientes pueden estar sufriendo algún tipo de daño. Los dientes no deberían tocarse durante el día a no ser que estés comiendo y masticando comida activamente. Mientras tus labios están cerrados, debe quedar un poco de espacio entre tus dientes. Presta atención a tus dientes durante el día y si estás apretándolos o rechinando, intenta evitarlo.

¿QUÉ SÍNTOMAS PUEDEN APARECER?

Los síntomas que nos pueden hacer sospechar que podemos estar ante un problema de rechinamiento de dientes causados por estrés o adoptar malas posturas, coinciden muchas veces con los clásicos del bruxismo nocturno:

  • Dolor de mandíbula
  • Sensibilidad dental
  • Dolor en las mejillas
  • Migrañas y dolores de cabeza

¿CÓMO PUEDO PREVENIR DAÑOS EN MIS DIENTES?

Muchos de estos síntomas pueden mitigarse con terapias enfocadas a la relajación muscular y reducción de estrés. Si teletrabajas o pasas más horas al día de lo habitual frente al ordenador, aconsejamos sentarse en una posición lo más ergonómica posible (sin encorvar los hombros, con la pantalla a la altura de tus ojos).

Realiza estiramientos en algún momento del día, ayudará a tus músculos cargados a reducir tensión. Y finalmente, antes de acostarte realiza unas cuantas respiraciones profundas para evitar llevarte las preocupaciones a la cama y descansar mejor.

Si a pesar de todo crees que estás apretando o rechinando tus dientes, es recomendable que te pongas una férula de descarga para dormir y proteger así tus dientes, musculatura y articulación. No esperes a tener dolor para hacerlo.

Debemos pensar que los dientes no son completamente perfectos, y en la mayoría de los casos existen microfisuras. A lo largo de nuestra vida, la estructura natural de una dentadura sana no tiene por qué dar problemas siempre que se lleven unos hábitos saludables y un control periódico.

Pero muchos pacientes que se hallan en esta situación de bruxismo atípico están sometiendo a su dentadura a pequeños traumatismos. Es necesario saber que a largo plazo pueden llegar a desgastar la dentadura o provocar algún daño en los dientes que requieran tratamientos más importantes.

Ante esta situación, es recomendable prevenir daños mayores. Nuestro departamento de Ortodoncia y ATM será el más adecuado para detectar estas anomalías y pautar el mejor tratamiento para nuestra dentadura.

Hoy en día, gracias a las tecnologías odontológicas, nuestros especialistas de Ortodoncia en Oviedo pueden diseñar y fabricar férulas de descarga adaptadas a la anatomía de nuestra dentadura. De esta manera, el uso de estos elementos es mínimamente intrusivo en nuestra boca y nos ayudará a tener un sueño reparador protegiendo nuestros dientes.

En Clínica Bousoño Vargas, somos especialistas en bruxismo ATM y ortodoncia en Oviedo. Formamos parte de Clínicas W y aplicamos el método Slow con nuestros pacientes. Solicita información de todos nuestros tratamientos en el 984 283 555.

    Clínica Dental Bousoño Vargas

    TUS DENTISTAS
    EN OVIEDO

    ENCANTADOS DE ATENDERLE

    C/ Real Oviedo (ant. División Azul), 1 Bajo
    33013 – Oviedo (Asturias)
    Tel.: 984 283 555
    E-Mail: info@bousonovargas.es